¿Por qué se prefiere a las brujas que al psicólogo?

septiembre 16, 2020 Por admin 0

Desde siempre hemos buscado cómo dar respuesta nuestros temores e inquietudes y que mejor opción que acudir con el chaman o curandera o que nos lean las cartas?
Será por ello que la consulta a las brujas o recurrir al esoterismo es una alternativa más viable?

Una estructura psicológica débil, una circunstancia personal que desespere o algun trastorno de la personalidad puede estar detrás de esa necesidad de buscar una solución mágica a nuestros problemas o eventos inesperados en la vida.

“La persona va a escuchar lo que quiere que le digan, generalmente por qué no puede aceptar la realidad y para tranquilizar su angustia, frente a una situación crítica o sin solución aparente,  o simplemente para evitar el sufrimiento de un duelo, entonces es cuando uno se aferra aquellos que dicen que hay solución siguiendo algunos ritos y oraciones”

En la mayoría de los casos, se escucha  algo que le confirma lo que ya sabía, o le alientan a confiar en que puede lograr un trabajo o reconciliarse con una pareja… O simplemente la respuesta de la bruja es una vía de escape”.

Lo que dicta el destino, los «trabajitos» de un amante, la envidia de un compañero de trabajo, son “razones” suficientes para quien no entiende sus propios problemas y asumirlos.

Es más fácil y rápido, probar una nueva dieta que cambiar nuestros hábitos de alimentación.
Es soñar con promociones en una empresa en la que no se tiene futuro o seguir haciendo las cosas como siempre, pensando que en algún día todo volverá hacer como antes pero sin hacer nada racional para mejorar las verdaderas posibilidades.

El acudir a éste tipo de soluciones «mágicas“ puede perjudicar a una persona afectada por situaciones de enfermedad, abandono, engaños, peleas familiares y un sin fin de situaciones que lo «animan» acudir en busca de la magia y por ello muchas veces, la gente prefiere acudir con los adivinos en lugar de ir con un profesional.

No dependen de nosotros muchas cosas, pero lo que sí podemos hacer es controlar lo que depende de nosotros: elegir una alimentación saludable en lugar de una dieta milagro, cambiar de empresa o de ciudad para mejorar las posibilidades de conseguir el trabajo deseado, gastar menos y ahorrar cada mes para vivir mejor en el futuro.

Los conjuros populares como el “sana, sana, colita de rana, si no sana hoy sanará mañana”,  que se le dice a los hijos funcionará de generación en generación, porque la contención amorosa aminora el dolor y desaparece los miedos…
PERO, se llega el dia en el que ya somos o debemos ser adultos.

Psic J-M
Contacto WhatsApp
4921255053